domingo, 25 de noviembre de 2007

Innata realidad

Innata realidad transparente. Mis ojos tan nublados y con el alma aguardando en una esquina de mi habitación.
Evidentes deseos tan indeseables que salen por mis ojos como cascadas de lava quemando mis mejillas; Con el perfume de una tristeza tan inmensa que rellena los vacios de mi corazón, haciéndo así que siénta como el odio carcome mis deseos, y como seca mis tristes lágrimas de sangre.
Deseos inéditos de salir a la calle con tan pocas esperanzas que simplemente soy un cuerpo sin alma.
Aguardo. Un minuto más, un minuto menos, ya que más da.
Olvido los sueños y me convierto en parte de la realidad de la cual nunca quise ser parte.
Una mujer soñadora como yo que va a querer ser parte de una realidad. Prefiero engañarme con solo fantasías que aparentan ser realidad pero que al volverse sueño se destruye como cuando alguien le roba a uno las increíbles ganas de volar cortándole las alas.
Sonrisas fingídas, palabras enrredadas de boca en boca. Cada quien haciéndose parte de esta mísma historia sin aún saber que terminarán envueltos en una bola de palabras falsas creadas por sus propias mentiras.
Si tan solo supiéran lo duro que es salír de este nido de palabras....
Es tan fácil herir a las personas tan solo con palabras y mentiras. Pero a la vez es tan difícil salir de estos malditos enredos en los que nos metemos solo por opinar acerca de algo.
Siénto innatos e incontrolables deseos de llorar hasta quemar todas mis mejillas, así gritando hasta quedárme sin voz en la mitad de la nada, y tirarme ahogada en el suelo duro y helado hasta desvanecer y caer en sueño profundo, para al fín poder volver a soñar.
Confianza... Es algo que me encantaría sentír hacia mí mísma, pero es que ni siquíera en mi mísma puedo confiar, pues mis sentimientos me traicionan haciéndo así que mis palabras confien en seres desconocidos.
Siénto absurdas ancias de volar hacia el cielo, escapando por las ventanas y las puertas que se me abren a diario, dándome la opción de escapar. Pero las sensaciones me amarran a un mundo de distíntas realidades.
Emociones y decisiones hacen que piense las cosas varias veces, y me duele dárme cuénta que así quiera escapar estoy absolutamente aferrada a la nada de un mundo real lleno de gente irreal. De palabras llenas de nada y vacias de todo, careciendo así de pensamientos y sentimíentos, y así haciéndo que el egocentrísmo nos abarque.
Ningún principio ningún final, simplemente un texto sin terminar...

1 comentario:

·[●•·aLice·•●] dijo...

No tengo palabras para decirte lo que logras hacerme sentir con este.
Además, me siento más que halagada.
M e siento identificada con tatnas cosas, que no lo puedo creer. Tal vez nuestras almas en realidad sean compatibles...
Grita y saca ese dolor que tanto te traumatiza... LLora y has que todo termine de una vez por todas.